Intervención temprana: ¿Qué es? ¿Y por qué es importante?

Los servicios de intervención temprana tienen el propósito de proporcionar apoyo y recursos a niños con discapacidades o retrasos de desarrollo con el fin de maximizar las capacidades que tiene, simultáneamente respetando las decisiones y la cultura de la familia. Se suministran los servicios al nivel local y estatal, pero uno puede accederlos frecuentemente a través de su sistema escolar local.

Cuanto más rápido un niño recibe servicios para tratar los efectos de pérdida de audición, más tiempo hay para efectuar resultados positivos con respecto a su aprendizaje.

¿Cuáles son los objetivos de los servicios de intervención temprana?

Los niños que nacen con cualquier tipo de retraso de desarrollo corren el riesgo de quedarse atrasado en relación con su potencial educativo. Cuando se diagnostica una pérdida de audición, es muy importante que usted inicie el proceso de planeación para el futuro educativo de su hijo. Y aquí es donde entran los servicios de intervención temprana. Los servicios de intervención temprana están destinadas para que los niños reciban la intervención que necesiten sin demoras y de ese modo entran al preescolar y el jardín de infancia listos para tener éxito.

Los estudios han demostrado que los siguientes tres objetivos son fundamentales para cualquier plan de intervención temprana:

  • La elaboración del plan de servicios se produce lo más pronto posible después del diagnóstico
  • Las familias participan de manera seria y activa en la elaboración y la ejecución del plan acordado
  • Hay un alto nivel de estructuración en el plan que delinea metas claras y medibles  

En términos simples, el cerebro infantil está programado para desarrollar habilidades lingüísticas básicas durante los primeros seis años de vida, y los primeros tres de ellos son los más críticos. Después de los seis años, se hace cada vez más difícil para que el cerebro humano desarrolle las habilidades del habla y el lenguaje. 

Por lo tanto, las familias que quieren que sus hijos con pérdida de audición aprendan a comunicarse oralmente deben comprender que los mismos necesitarán algún tipo de intervención educativa, y actuar en consecuencia en cuanto se presenten síntomas. Cuánto más temprano el niño recibe servicios de intervención, menos tiempo se pierde para desarrollar la comunicación oral. 

La importancia de participación familiar 

Como sucede con cada aspecto de la crianza de un niño, su participación y compromiso completo en el plan de intervención es crítico para el éxito del niño. Hasta en los casos de terapia de habla para niños con la audición normal, la inmensa mayoría del aprendizaje se produce en la casa. Por eso, asegúrese de ser consciente en cada etapa de la intervención de las cosas que puede hacer en la casa para avanzar el desarrollo lingüístico.

¿Cómo puedo acceder a los servicios locales? 

 La intervención temprana abarca muchos servicios, como la adaptación de audífonos, la evaluación para un implante coclear, la provisión de orientación y apoyo a padres y la enseñanza de cómo estimular el habla y el lenguaje del niño.

La mayoría de los estados brindan servicios de intervención temprana a familias que tienen niños con discapacidades menores de 3 años, con programas específicamente destinados a padres e infantes. Legislación federal obliga que los estados tengan un sistema que identifique a niños quienes necesitan servicios y que desarrollen planes para cubrir esas necesidades. Además de los programas públicos, puede que haya un programa privado en su zona para infantes con pérdida de audición donde los padres pueden participar también.

Los programas de intervención temprana varían según la zona, pero usted debería entender los aspectos básicos de ellos para saber pedir los servicios que necesita su hijo.